La problemática del combustible a nivel mundial

A semanas de haber finalizado oficialmente el Paro Nacional por las protestas de la CONAIE, el precio del combustible ha sido un tema hasta el día de hoy por las actualizaciones que se han hecho recientemente. Se informó que la gasolina “Súper” ha subido 34 centavos, esto poniendo aún en duda cómo el país llevará a cabo la situación. Aunque Ecuador está pasando por una situación difícil, esta es una problemática con la que todo el mundo está lidiando desde su perspectiva.

En Estados Unidos, el galón de gasolina subió 5 dólares. El presidente Joe Biden ha dificultado su posición como presidente antes de las elecciones legislativas gracias al agobio de los consumidores ante esta noticia, lo cual ha sido un incremento dramático para los ciudadanos. En Nigeria no se puede obtener combustible a precios asequibles para los generadores de gasolina, por lo cual tienen que recurrir a la luz de sus celulares para adquirir energía. En Hungría se ha prohibido por ley la compra de más de 50 litros de gasolina al día, una dificultad aún más drástica como el caso de Ghana. En este país se han reportado casos de manifestaciones en contra de la inflación, por lo cual la policía ha respondido violentamente. Con los impuestos agregados a la gasolina, en el Reino Unido el precio del combustible es tan alto que el valor para llenar el tanque de un auto familiar promedio es de 125 dólares.

El conflicto armado entre Ucrania y Rusia ha afectado la situación del combustible para ellos, sumado a las problemáticas ya generadas por el COVID-19 y el enfrentamiento. Rusia al ser el mayor exportador de petróleo y gas para el mercado mundial, ha hecho que sus precios disparen. En Europa ya se formó una dependencia de estos elementos como también una vulnerabilidad ante estos, lo cual ha llevado a varios países a llevar a cabo planes de emergencia por si los precios cambian. El Banco Mundial hizo una examinación debido a su pronóstico económico gracias a esto, prediciendo que la situación podría empeorar con el paso del año.

Las empresas alrededor del mundo lidian con el aumento de los costos operativos y con las demandas de aumentos salariales por parte de sus trabajadores, lo cual el tema del combustible les afecta como gasto adicional. Aun así, las familias son las más afectadas al tener menos ingresos. El aumento en el precio del combustible puede afectar desde el país más grande hasta la casa más pequeña, la cual tiene un impacto enorme en el mundo cada vez que su precio cambia.

Por: Fernando Mideros Báez